Cuando eres pequeño...

4 comentarios:

  1. O sigo siendo niña o me siguen cautivando esas cosas, no lo puedo evitar, me emocionan mucho pequeños detalles en los q nadie se fija. Besotess

    ResponderEliminar
  2. a mi me encantan los pequeños detalles, y siempre me fijo porque son los mejores :)

    ResponderEliminar
  3. Yo sigo disfrutando también de "esas pequeñas cositas" que casi nadie valora. Me siento feliz. Vivir en un estado de embobamiento, digo enamoramiento, hace que una se pierda la esencia misma de la vida, porque una no ve más allá de él.
    Nunca dejes de ser una niña, ni de sorprenderte y emocionarte con esos pequeños detalles, debes encontrar tu felicidad en tu día a día.
    La mayoría de la gente piensa que en la cima de la montaña está la felicidad (y se sacan su carrera, esperan un trabajo, se casan ...) y sabes que?, la verdadera felicidad pasaba mientras escalaban esa montaña, así que mi consejo es que vivas cada día como si fuera el último. Sorprendete y nunca dejes de ser una niña. Besosssss

    ResponderEliminar
  4. pues yo a veces me quedo empanada con chorradas, jajaja, pero es cierto que la inocencia y esa ilusión por las cosas se pierde en gran parte con los años!

    ResponderEliminar